Solo sus ovejas oyen su voz y el las conoce y le siguen.

Mas vosotros no creéis, porque no sois de mis ovejas, como os he dicho. Mis ovejas oyen mi voz, y yo las conozco, y me siguen; Y yo les doy vida eterna y no perecerán para siempre, ni nadie las arrebatará de mi mano. Mi Padre que me las dió, mayor que todos es y nadie las puede arrebatar de la mano de mi Padre. Juan 10:26-29

martes, 6 de septiembre de 2011

El tiempo se está acabando

Es tiempo de humillación ante Dios, es tiempo de orar y clamar a Dios en su presencia por las almas, levántate en el poder mi Espíritu dice el Señor.

Josué 1:9 ¿No te lo estoy ordenando Yo? ¡Esfuérzate pues y sé valiente! No te intimides ni desmayes, porque YHVH tu Dios está contigo dondequiera que vayas. (La Biblia Textual)

¡Levántate! Dios te reclama, levántate mira como se mueve la tierra, mira que cada día hay acontecimientos fuertes, ¿porque duermes? ¿porque estas cómodo en tu hogar? 
Ora y vigila, ora y ayuna, lee, métete  en mi Palabra, ven a Mí, dice el Señor, levántate, el tiempo se esta acabando.

¡Oh iglesia deja de jugar!, de entretenerte en cosas que no son mías, los voy a sacudir. 

Yo Jehová estoy mirando, vengo airado, vengo con vara a corregir. A las buenas o a las malas serás corregido porque eres mío y no te quedarás;  te estoy llamando con lazos de amor y con vara, porque pronto iré a buscarlos y, si no estas listo, te quedarás. El tiempo se acaba.



Picture
Viene, ¡viene el ay!, los tiempos se acercan, ¡se acercan!. Tiempos difíciles, viene el llanto. 

Es tiempo de humillación, tiempo de clamor, tiempo de orar, es tiempo de gemir, es tiempo de estar a solas conmigo, dice el Señor, antes que vengan los malos días y digas “no tengo en ellos contentamiento”

Levántate, quiero que seas vasija de honra. ¡Ay pueblo mío es tiempo de clamor!, tiempo de humillación, es tiempo de gemir, es tiempo de orar por las almas, porque aun estoy llamando al arrepentimiento, estoy llamando a salvación, es tiempo de guerra, es tiempo de cilicio, de oración, del clamor, del gemir, del ayuno. 

Fortalécete en Mí, fortaleceos en Mí, dice el Señor, Yo soy tu Dios.

Llegando, ¡llegando están los juicios!, se acentúan, ya están aquí, ya han comenzado. 

Y este pueblo rebelde solo hace comentarios, todos están comentando, pero no se aperciben. 

¡Ay cómo estoy airado!, el humo de la maldad y la perversidad han llegado a mis narices, ¡no lo puedo soportar, no lo puedo soportar!. 

Yo separaré el trigo de la cizaña. 

Picture
¡Clamen, oren por sus hijos para que puedan entender la Palabra, y se vuelvan en santidad!. 

¡Clamen por sus hijos para que vuelvan de su mal camino, de su maldad y caminen en pos de Mí!, dice el Señor, el Eterno. 
¡Clamen por sus vidas, clamen por sus familiares para que se alineen a Mí Palabra

Yo soy un Dios de amor y de misericordia pero también soy un Dios Justo  y con mi vara voy a medir.  

Picture
¡Ay, ay qué muchos (del pueblo de Dios) se engañan y están en dos aguas! 

Qué muchos "dicen" estar en mis caminos, y muchos "creen" estar listos"; pero tienen sus vestiduras sucias, están manchadas. 

(Por el enojo, están airados, adulterando, murmurando, en mentiras, hablando mentiras, y muchos no le hablan al hermano, no perdonan y, "dicen" que se van conmigo) 

Pero Yo Jehová los estremeceré, los sacudiré, quitando el orgullo, quitando la soberbia y la comodidad. 

Los estoy llamando para “interceder por las almas", por misericordia, para que vengan al arrepentimiento, a la salvacióna los pies de mi Hijo Jesucristo

Picture
¡Qué tanta maldad hay, tanta perversidad ya hay en la tierra!, está peor que Sodoma y Gomorra; es el tiempo que el pueblo de Dios tenga clamor, que oren, porque la tierra se moverá, se está moviendo, como un ebrio está. 

Estoy hastiado,  ¡estoy hastiado!, pero más hastiado estoy de mi pueblo que “dice ser mi Pueblo”, que no buscan de Mí con sinceridad. 

Viene el ay. Caen, ¡caen ministerios! (iglesias grandes, mega-iglesias caen) que no se guardaron en sanidad, caerán, caerán

Mí ira no caído de lleno porque mi pueblo está orando, está intercediendo de día y de noche, (Mí mano no ha caído con todo el peso por estos siervos que sufren y lloran por las almas, porque están en una oración continua) 

Traeré juicio para esta nación, EEUU, ¡juicio viene!

¡Ay, ay, ay, mira la abominación que han traído!, preparando  las nuevas generaciones (a los niños) para hacer abominación, ¡abominación!. ¡Oh, no lo puedo soportar, es a los niños! ¡a los niños! Se les está enseñando perversidades en las escuelas. 

¿Dónde están mis atalayas? 
¿Quién sabe? 
¿Quién habla como atalaya? 
¿Dónde se han metido mis atalayas?, dice el Señor. 

Para eso te llamé.

Picture
El juicio viene por la casa y después a los impíos.

Aviso, alerta, ¡no es tiempo de fiesta!, no es tiempo de fiesta, es tiempo de cilicio, de gemir, de sentir, el dolor hasta en los huesos. 

Les repito, no es tiempo de fiesta, es tiempo de cilicio, de clamor, de oración, de clamor que salga de las entrañas, así como cuando estás de parto, que te duele, lloras, y gimes. ¡Así tienes que clamar!, ora, ven a mi presencia, Yo todavía estoy buscando atalayas, hay un remanente en mi pueblo, que está en continua oración, doblando rodillas, siempre he guardado a mi remanente, porque están orando, gimiendo sufren el dolor, oran por las almas. 

Yo hare las conexiones, dice el Señor, para que mi pueblo se ponga en clamor y cilicio, mantente en oración, en la comunión con Dios, acércate más y más a El.


Salmo 18:6  

En mi angustia invoqué a Jehová, 
 Y clamé a mi Dios. 
 El oyó mi voz desde su templo, 
 Y mi clamor llegó delante de él, a sus oídos. 



Atalaya
Eunice Fincher

www.rugeelleondelatribudejuda.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Sus comentarios son bienvenidos, pero mantener moderación, este es un sitio Cristiano. Gracias